sábado, abril 27, 2013

La nada


La nada…
de la cual disfruto a manos llenas.

En aquello que llena mis días,
el espacio de mi mente,
el hueco de mis manos.

La nada…
que inunda los cuencos de mis ojos,
porque lagrimas no tienen.

Esa nada que me envuelve…
a la que me acostumbre,
que se funde en mí,
y ya no es dualidad.

La nada…
que antes dolía,
ahora es compañía.

Ya no duele, ni apura…
es amiga y cómplice,
porque no defrauda,
nunca falla, ni te olvida.

La nada…
es ya, parte de mí,
mi mejor amiga.

Reme Gras.

Derechos reservados.


3 comentarios:

Aleman dijo...

Muy belloe poema el que compartes Siloe Sombra y muy bello su contenioy lo mismo el vídeo musical que le acompaña.
Eloy Guzmán

José Manuel Salinas dijo...

La nada como cómplice de pensamientos que mejor en el olvido.

Besos querida amiga.

Siloe Sombra dijo...

Que bueno verte en mis letras José Manuel... gracias por tu visita.
Un beso.
Reme.