sábado, enero 31, 2015

Desencanto.

Se rompe el hechizo…
desaparece el encanto.

Despierto a la realidad,
con una sacudida suave,
casi una caricia.

Es solo un suave aterrizaje,
un pisar tierra firme,
sin derrapajes.

La ilusión atrapa…
atrapa el deseo y el sueño,
la esperanza de un nuevo mañana.

Y sin darte cuenta…
tropiezas con esa delicada frialdad,
ese alto en tu vuelo,
que te sacude y despierta.

Las heridas cicatrizadas…
te llevan de la mano,
haciendo que olvides donde están los limites.

Y basta una palabra…
un elevar la mano.

Y comprendes…
la vida no brinda más oportunidades,
los sueños son…solo sueños.


Reme Gras.
Derechos reservados.

No hay comentarios: